¿DEPREDADOR O DOMADOR? – Fotoscool

¿DEPREDADOR O DOMADOR?

Puedes acechar a tu presa como si fueras una leona en la sábana. Agazapada, escondida. Hasta el momento justo antes del disparo.

Puedes emplear un gran teleobjetivo y un potente equipo de flashes camuflados entre la gente. Puedes disparar sin ni tan siquiera mirar a los ojos a tu presa.

 

lorcadicorcia
© Philip Lorca Dicorcia

 

O puedes mirarla a los ojos y decirle lo que quieres. Que se quite la ropa. Que se desnude. Que se deje llevar. Puedes acercarte a ella. Calmarla. Entretenerla para que no se ponga nerviosa. Puedes dirigir sus movimientos sin que ella se de cuenta. Como haciéndola creer que tu solo estás ahí, sin hacer nada. Esperando.

 

© Ryan McGinley

 

 

Puedes atrapar algo efímero y sincero. Un gesto, una mirada, un suspiro, algo esencial. Todo un carácter condensado en uno partido de 125 segundos. Una empresa imposible si no estás dispuesta a arriesgar. A dar un paso más.

Así es la fotografía de retrato. Tan difícil como sincera.

Estas son algunas de las apreciaciones que trabajamos en la clase de retrato dentro del Curso Medio de fotografía.

Salud, ánimo y cariño.